Trump firmaría orden ejecutiva para prohibir el uso de componentes hechos por Huawei en EE.UU.

Trump firmaría orden ejecutiva para prohibir el uso de componentes hechos por Huawei en EE.UU.

Escrito el 15/05/2019
XLevel

La arremetida del Gobierno de Estados Unidos sería "inminente" contra firmas que representarían un riesgo a su seguridad nacional. por Paulo Quinteros El Presidente de Estados Unidos, Donald Trump, firmaría esta semana una orden ejecutiva que prohibirá que compañías de su país utilicen equipamiento de firmas que representen un riesgo a la seguridad nacional. Es decir, si la orden es firmada, bloquearían completamente a Huawei del mercado. Aunque la orden no identificaría puntualmente a compañías individuales, si sería “inminente” según Reuters y tendría el claro objetivo de poner una traba completa a las operaciones de Huawei. En el pasado, la compañía ya había demandado al gobierno de Estados Unidos por prohibir sus productos, en una medida que califican de inconstitucional. Huawei no solo es el mayor proveedor de telecomunicaciones del mundo, sino que también es la segunda compañía en el mercado de los smartphones, solo por detrás de Samsung. Pero pese a ese dominio, recientemente ha estado en el foco de las críticas por la infracción de leyes de propiedad intelectual, obstrucción de la justicia e inclusive fraude al intentar evadir las sanciones contra Irán. Por este último punto, la vicepresidenta e hija del fundador de la compañía fue detenida en Canadá. Aunque en Huawei niegan cometer delitos, pese a que tuvieron que pagar a T-Mobile casi $5 millones de dólares en una demanda por robo de secretos comerciales, su rol en las telecomunicaciones ha estado en la mira. Por sobre todas las cosas, en Estados Unidos se han puesto un gran objetivo: persuadir a sus socios comerciales para que estos no no usen equipamiento de la compañía china para la creación de las próximas redes 5G.  Su preocupación apunta a supuestos riesgos de espionaje de parte del gobierno chino. Trump, en agosto del año pasado, firmó una orden que prohibió que los trabajadores del Gobierno de Estados Unidos usen equipos de Huawei y ZTE, bajo el argumento de que podrían existir dichos riesgos. Desde la compañía china, en tanto, alegan persecución política y plantean que el Gobierno chino no les promueve ninguna clase de espionaje. Inclusive han asegurado que están dispuestos a firmar pactos de “no espionaje” en sus acuerdos comerciales para la creación de las redes 5G.